Ibiza y Formentera

Ibiza y Formentera están rodeadas de magníficas playas donde disfrutar de unas fantásticas vacaciones. Playas paradisiacas compuestas de fina y blanca arena, recluidas calas, aguas transparentes y el ambiente más relajado o “movidito” para los más marchosos.

A lo largo de sus de 210 kilómetros de costa, Ibiza dispone de más de 50 playas y calas. La mayoría se componen de arena, una  minoría de rocas, pero todas ellas con características y ambientes muy diversos, ideales para escoger la opción que más se adecue a tus necesidades.

Formentera ofrece más de 69 km de playas, su arena blanca y hermosas aguas turquesas nos ofrecen playas de una gran belleza, calas recónditas y largas playas de ensueño. Una excelente manera de explorar la isla es reservar excursiones formentera y visitarla en barco!

El secreto de las aguas cristalinas de Formentera y sus largas playas de arena blanca son las praderas de Posidonia que rodean la isla. Un alga que, además de realizar un trabajo considerable para proteger la costa de la erosión, limpia y purifica la arena, se considera un buen indicador biológico de la calidad de las aguas marinas costeras. Las praderas de posidonia entre las islas de Ibiza y Formentera, área llamada Parque Natural de Ses Salines, han sido declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO bajo el nombre de “Ibiza, biodiversidad y cultura” en 1999.

Muy cerquita de algunas de estas playas se encuentran fantásticos alojamientos donde disfrutar de unas merecidas vacaciones junto al mar.

Que hacer en Ibiza?

Vacaciones en familia

La oferta de alojamiento y ocio para pasar unas agradables vacaciones en familia es tan amplia como variada. Muchos hoteles ofrecen completos y divertidos programas de animación para niños, e incluso muchos cuentan con servicio de baby-sitter.

La mayoría de las playas de Ibiza son de arena y tienen poca profundidad, ideales para los niños y mayores. Además no suele haber fuerte oleaje.

Restaurantes en Ibiza

La oferta de restauración en Ibiza es realmente amplia, ideal para todo tipo de paladares. Podrás saborear desde una exquisita gastronomía local hasta lo último en cocina de vanguardia. La mezcla de gentes de diferentes nacionalidades que se han afincado en la isla a lo largo de las últimas décadas, han dado lugar a la creación de restaurantes con una cocina de lo más variada e internacional.

El encanto de muchos restaurantes, a parte de sus deliciosos platos, reside en su entorno privilegiado y ambiente especialmente acogedor. Comer a orillas del mar, al borde de un acantilado, en un romántico jardincito, bajo una jaima, en el porche de una tradicional casa ibicenca o en pleno y bullicioso Puerto de Ibiza, son algunas de las opciones entre las que podrás escoger.

De compras

Merece la pena dedicarle al menos unas horitas al shopping. En la isla de Ibiza, existe una variada oferta de tiendas que van desde las más atrevidas y variopintas boutiques hasta las más tradicionales. Entre las callejuelas del puerto de Ibiza y el casco histórico encontrarás de todo: moda y complementos, artesanía, sourvenirs, perfumería, joyería, música… El puerto de Ibiza es sin duda el área que más comercios acoge, aunque existen tiendas con encanto en todos los núcleos urbanos de la isla.

Parques Naturales de Ibiza

Ibiza posee más de una decena de áreas incluidas dentro de la Ley de Espacios Naturales de 1991 (LEN), dentro de las cuales se encuentran los dos únicos parques naturales que poseen las Pitiusas: el Parque Natural de ses Salines d´Eivissa y Formentera y la reserva natural de Es Vedrà, Es Vedranell y los islotes de Poniente.

Todos ellos constituyen un importante sistema ecológico para las islas Pitiusas y forman un paisaje de gran belleza natural, que sin duda merece la pena una visita.